El liderazgo se ha considerado históricamente
desde una sola perspectiva, desde un solo ángulo
a través del cual ver el ej...
Resúmenes de libros 2
Por un liderazgo
basado en valores y
en la calidad humana:
cuando ética y eficacia
avanzan juntos
Pe...
Resúmenes de libros 3
Por un liderazgo
basado en valores y
en la calidad humana:
cuando ética y eficacia
avanzan juntos
sa...
Leading by
reputation
©2015, Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership
Fundación empresarial creada por gran...
of 4

Por un liderazgo basado en valores y en la calidad humana: cuando ética y eficacia avanzan juntos

Hablar de liderazgo hoy es hablar de búsqueda de nuevos referentes, de ejemplaridad, honradez, compromiso y grandeza. Porque el liderazgo es hoy un activo social de primer orden capaz de transformar y mejorar las organizaciones y la propia sociedad El liderazgo se ha considerado históricamente desde una sola perspectiva, desde un solo ángulo a través del cual ver el ejercicio de la autoridad en las organizaciones, por un lado, o el desarrollo y guía personal, por el otro. Sin embargo, a juicio de los profesores del Departamento de Ciencias Sociales de ESADE, Ángel Castiñeira y Josep Maria Lozano, el liderazgo es algo poliédrico, es decir, no se trata de una lucha entre lo bueno y lo malo, entre lo ético y lo eficaz, sino que ambas cosas son combinables. Documento elaborado por Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership citando, entre otras fuentes, la obra El poliedro del liderazgo: una aproximación a la problemática de los valores en el liderazgo de Àngel Castiñeira y Josep Maria Lozano, la obra Creating Leaderful Organizations de Joe Raelin, y la obra Leadership Brand de Dave Ulrich.
Published on: Mar 4, 2016
Published in: Leadership & Management      
Source: www.slideshare.net


Transcripts - Por un liderazgo basado en valores y en la calidad humana: cuando ética y eficacia avanzan juntos

  • 1. El liderazgo se ha considerado históricamente desde una sola perspectiva, desde un solo ángulo a través del cual ver el ejercicio de la autoridad en las organizaciones, por un lado, o el desarrollo y guía personal, por el otro. Sin embargo, a juicio de los profesores del Departamento de Ciencias Sociales de ESADE, Ángel Castiñeira y Josep Maria Lozano, el liderazgo es algo poliédrico, es decir, no se trata de una lucha entre lo bueno y lo malo, entre lo ético y lo eficaz, sino que ambas cosas son combinables. Y en el trasfondo del debate, la eterna cuestión sobre la ética de los fines y los medios, a la que se añade la creciente cuestión de las consecuencias sobre terceros: ¿un buen líder es visionario y es un buen líder porque equilibra riesgo y oportunidad o porque introduce los valores en esa toma de decisiones? ¿Los medios que utiliza son los adecuados o los correctos? ¿La única consecuencia posible es el logro del objetivo o también el cuidado del impacto en terceras partes? ¿Es suficiente la cabeza como gestor o es necesario también el corazón como desarrollador? Liderazgo para tiempos de crisis Másqueunaépocadecambios,seestáviviendouncambio de época que requiere superar viejas creencias sobre la resolución de problemas y cambiar metáforas sobre la superación de las crisis por otras nuevas, más adecuadas a losverdaderosproblemasqueseestánafrontando. ParalosautoresdeElpoliedrodelliderazgo,necesitamos un nuevo enfoque: el de un liderazgo mucho más adaptativo y evolutivo, menos anclado en la resistencia y el pasado y basado en un cambio de actitud pensando en el futuro. Visión, atención e intención El profesor Joe Raelin, de la escuela de negocios de la Northeastern University de Illinois (EE. UU.), sostiene en su libro Creating Leaderful Organizations que un líder tradicionalmente se encarga de cuatro cosas básicas: 1. Establecer la misión: hacia dónde vamos. 2. Actualizar los objetivos: qué hay que hacer. 3. Mantener el compromiso: sacar lo mejor de todos. 4. Responder a los cambios: cómo no quedarse atrás. Hablar de liderazgo hoy es hablar de búsqueda de nuevos referentes, de ejemplaridad, honradez, compromiso y grandeza. Porque el liderazgo es hoy un activo social de primer orden capaz de transformar y mejorar las organizaciones y la propia sociedad Documentos de Estrategia L14/2014 Por un liderazgo basado en valores y en la calidad humana: cuando ética y eficacia avanzan juntos Asuntos Públicos Resúmenes de libros Documento elaborado por Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership citando, entre otras fuentes, la obra El poliedro del liderazgo: una aproximación a la problemática de los valores en el liderazgo de Àngel Castiñeira y Josep Maria Lozano, la obra Creating Leaderful Organizations de Joe Raelin, y la obra Leadership Brand de Dave Ulrich.
  • 2. Resúmenes de libros 2 Por un liderazgo basado en valores y en la calidad humana: cuando ética y eficacia avanzan juntos Pero, en línea con lo sostenido por Dave Ulrich en Leadership Brand, hoy eso no puede ser demandado únicamente a una sola persona, sino que debe estar interiorizado en la organización a todos los niveles. Por eso lo importante no es hablar de líderes (proceso individual y simple), sino de liderazgo (proceso colectivo y complejo). No hay que pensar en el liderazgo en términos de intervención heroica exterior, sino de desarrollo y vida interior. El enunciado de la visión ya no es lo importante; lo importante es en qué se sustenta, cómo se vincula a la creación de sentido y relaciona con dos componentes de esa vida interior: la atención y la intención. La atención, que ayuda a mirar la realidad desde la receptividad y la escucha, sin juzgar de entrada ni encorsetar lo que aparece y emerge. Y la intención, que no depende en absoluto de lo que nos motiva exteriormente, sino de lo que nos mueve interiormente. En ese sentido, dos formas claras de comprobar el éxito consisten en demostrar autenticidad y coherencia –el contraste entre lo que se dice y hace–. Sin embargo, la creciente similitud de las declaraciones corporativas de visión, misión y valores –cada vez más inspiradoras, pero también más parecidas– y la distancia entre las intenciones y las acciones de las organizaciones son un ejemplo claro de que no se avanza en dirección contraria. Saber, hacer y ser En parte, esa coherencia se logra transitando por una sucesión de fases en el liderazgo que van desde el conocimiento y la interpretación de la realidad, pasando por la experimentación de la misma y actuación, para acabar con una disposición clara al compromiso. Solo así, es posible conectar por qué se hace lo que se hace con cómo se hace y qué se hace en realidad. El desarrollo y formación del liderazgo no puede ser algo que se quede en el ámbito teórico-analítico, sino que ha de desplegarse, para alcanzar todo su apogeo, en el terreno práctico-experimental (juego de rol, método del caso, simulación competitiva, negociación, mediación, comunicación, etc.), aunque sin olvidar que, sobre todo, más que una manera de hacer o saber, es una manera de ser. La grandeza del liderazgo no está en la grandeza de los resultados o los objetivos alcanzados, sino en la de las personas que los logran, en su identidad, carácter y autenticidad, así como en su autoconocimiento y «La clave está en qué se sustenta la visión, cómo se vincula a la creación de sentido y relaciona con los dos componentes de la vida interior: atención e intención» Prinicipios y valores Liderazgo Social Construcción de sentido Cualidades personales Cualidades interpersonales Solidaridad Bienestar de personas Justicia Social Sentimiento de país Coherencia Voluntad de servicio Humanismo Honestidad Generación, transmisión de: Pasión, ilusión fe, Convicción, confianza Mediación, movilización, disponibilidad Coordinación, distribución de tareas, Búsqueda de consenso, negociación, Resolución de confictos, Creación de equipos, Capacidad de multirelación, Comunicación y seducción, Sensibilización Hiperresponsabilidad Autoexigencia, Autoconfianza, seguridad Perseverancia, alta dedicación Energía positiva, fuerza, impulso Equilibrio, serenidad Atrevimiento, riesgo, audacia Innovación, emprendiemiento, pioneros Generación de cambio Capacidad de gestión y organización Idealismo, sueño y también: realismo, pragmatismo y Humildad Direccionalidad Propósito Estratégia Planificación Visión Reflexión Sentido Decisión Comprensión y elección del momento Sentido de oportunidad Fuente: El poliedro del liderazgo: una aproximación a la problemática de los valores en el liderazgo, 2012. Gráfico 1: Liderazgo social: rasgos comunes
  • 3. Resúmenes de libros 3 Por un liderazgo basado en valores y en la calidad humana: cuando ética y eficacia avanzan juntos sabiduría. El liderazgo es una cuestión, además de inteligencia lógico-formal y práctico-ejecutivo, de inteligencia socio-existencial. El liderazgo social Pero si el liderazgo tiene un ámbito en el que puede expresarse claramente, ese es el terreno de lo social. Es en el seno del conjunto de la sociedad en el que el líder –también el empresarial– puede y debe mostrar los valores en los que basa su liderazgo, los principios –empezando por los mencionados de la autenticidad y la coherencia– y las cualidades –la fe, la pasión, el humanismo, la convicción, la capacidad de movilización de los otros, etc.– que lo motivan. Es en la sociedad donde el liderazgo encuentra su catalizador fundamental. Porque es en la sociedad, y en los valores sociales en los que, cada vez más, las organizaciones fundamentan su legitimación y razón de ser, donde el liderazgo encuentra su principal, mayor y máxima expresión: el compromiso. El compromiso comunitario orientado al servicio de los demás y de la propia sociedad. El liderazgo no puede ser entendido sin el paso previo de la generación de compromiso entre las personas que forman la organización. Porque el compromiso, permite actuar en base a convicciones profundas: aquello con lo que se está comprometido es signo claro de la visión del mundo y los valores que se sostienen. Conclusión: liderazgo ético, referentes morales La falta de compromiso que puede comprobarse en el día a día de las organizaciones, en particular, y en el de la sociedad, en general, es una prueba significativa del déficit ético ante la escasez de un valor supremo como es la ejemplaridad. «El liderazgo no se entiende sin la generación previa de compromiso: aquello con lo que se está comprometido es signo de la visión del mundo y los valores que se sostienen» Sobran discursos sobre valores y declaraciones corporativas y faltan ejemplos claros y creíbles que reconocer y valorar, que ejerzan de referentes morales mediante unas actitudes y unos comportamientos que sirvan de guía para los demás, cuya autenticidad y testimonio sea capaz de conmover, sacudir y generar un cambio interno. Los ejemplos representan, al final, la visualización, la evidencia patente de que un ideal se puede materializar y puede existir, de igual manera, en la realidad, invitando así al cambio y la propia transformación de la organización, algo que, por naturaleza, el liderazgo debe plantear e impulsar decididamente. Por tanto, el referente es el líder capaz de ejemplificar con su conducta unos valores e influir positivamente, a continuación, en la conducta de los demás; convirtiéndose en modelo vital que ejerce una capacidad de atracción, admiración e imitación. Por eso, el liderazgo tiene que aspirar a convertirse en ejemplo ético, pero también eficaz de lo que representa toda aspiración humana: la mejora y el progreso de la vida. Sin liderazgo ético –comportamiento colectivo– y sin líderes que se conviertan en referentes morales –comportamiento personal– no pueden existir, ni existirán, proyectos colectivos u organizacionales capaces de ser y actuar en beneficio de la sociedad. Fuente: El poliedro del liderazgo: una aproximación a la problemática de los valores en el liderazgo, 2012. Gráfico 2: Tres modelos de aprendizaje Knowing Una manera de conocer Conocimiento Estudio Descripción Explicación Interpretación Doing Una manera de actuar Actuación Experimentación Vivencia Creación Being Una manera de ser Compromiso Propósito Sentido (Pre)disposiciones
  • 4. Leading by reputation ©2015, Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership Fundación empresarial creada por grandes empresas para profesionalizar la gestión de los activos intangibles y contribuir al desarrollo de marcas fuertes, con buena reputación y capaces de competir en los mercados globales. Su misión es la de ser el motor que lidere y consolide la gestión profesional de la reputación como recurso estratégico que guía y construye valor para las empresas en todo el mundo. Aviso Legal Este documento es propiedad de Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership y tiene por objetivo compartir el conocimiento empresarial sobre la gestión de la reputación, marca, comunicación y asuntos públicos. Corporate Excellence – Centre for Reputation Leadership es titular de los derechos de propiedad intelectual sobre las imágenes, textos, diseños, o cualquier otro contenido o elementos de este producto y dispone de los permisos necesarios para su utilización, y por lo tanto, queda prohibida su reproducción, distribución, comunicación pública y transformación, sin autorización expresa de su titular.

Related Documents