ministerioszayit@gmail.com
DOMINICANA
POR LA NACION
llamado nacional al arrepentimiento
República Dominicana
ministerioszayit@gmail.com
7 de Enero, 2012
A quien pueda interesar:
Por el destino de nuestra nación...
Creo firmemente que Dios ha sido misericordioso con nosotros, y nos está avisando lo que ha de
venir. Del mismo modo pienso...
“Satanás es el enemigo, que vino a robar, a matar y a destruir”. Juan 10:10, y él sólo puede accionar
ese mal contra el ho...
1 Sangre derramada (asesinatos, abortos,
crímenes, homicidios, calumnias contra alguien)
2 Adulterio
3 Idolatría
4 Inmundi...
Entonces dices yo reconozco que cometí el pecado de _______________________________________
(según la lista), y pido perdó...
ministerioszayit@gmail.com
Daniel oró por su pueblo
“Yo Daniel miré atentamente en los libros el número de los años de que...
Jonás fue enviado a Nínive para evitar la destrucción de esa ciudad:
4 “Y comenzó Jonás a entrar por la ciudad, camino de ...
1 Por las almas, por la salvación de las almas.
2 Por el arrepentimiento de la nación dominicana.
3 Porque los corazones d...
of 9

Por la Nación Dominicana

Es un llamado nacional al arrepentimiento, tras ver nuestra realidad actual, como nación.
Published on: Mar 4, 2016
Published in: Spiritual      
Source: www.slideshare.net


Transcripts - Por la Nación Dominicana

  • 1. ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION llamado nacional al arrepentimiento
  • 2. República Dominicana ministerioszayit@gmail.com 7 de Enero, 2012 A quien pueda interesar: Por el destino de nuestra nación Por medio de la presente estamos entregando un documento, que por su contenido y por la intención del mismo creemos merece un momento de su preciado tiempo para leerlo. Por favor léalo detenidamente y no llegue a ninguna conclusión sin antes haberlo leído entero. Esto es un asunto de nación. La República Dominicana necesita de ti; necesita de nosotros. Esto está dirigido a toda la nación y su propósito está claramente expreso en el mismo; éste es un lla- mado nacional al arrepentimiento. Un llamado a esta nación a volverse a Dios, para que, quitando el pecado de en medio de nosotros, la destrucción que éste provoca no nos alcance como en Haití, Japón y otras ciudades del mundo que han sido devastadas por terremotos y tsunamis. Este país está avisado de la ocurrencia de estos fenómenos, los profetas así lo han anunciado. La solución es Jesús. Por eso te invito a leer con detenimiento, y animarte a seguir las instrucciones, las pautas, las recomendaciones que aquí hay. Nadie sino tú, tu familia y nuestra nación serán los únicos beneficiados de esto. Por favor no endurezcas tu corazón y haz un alto, léelo y luego decide. Tienes la libertad de pasarlo a quien quieras: A tus amigos, a tus compañeros de trabajo, a tu familia, a tus empleados, en fin a quien quieras. La idea de esto no es ganar créditos de ninguna índole, ni sacar beneficios del mismo. El único bene- ficio es tu salvación, y la de nuestra nación. Es por esa razón que nuestro nombre no aparece en ninguna de estas comunicaciones y si apareciera, créeme no necesito otra cosa que no sea tu reconciliación y la de los tuyos con el Señor Jesucristo; y al hacerlo, al arrepentirnos del mal que hemos hecho, libremos nuestra nación de las catástrofes anunciadas. Tu mejor ayuda es detenerte, leer y hacer tu parte. Luego si quieres pasarlo a otros, eso sería un gran extra. Si puedes proclamarlo y anunciarlo, Dios que está sobre esta nación lo tomará en cuenta. “Hermanos si algunos de vosotros se ha extraviado de la verdad, y alguno le hace volver, sepa que el que haga volver al pecador del error de su camino, salvará de muerte a un alma, y cubrirá multitud de faltas”. Santiago 5:19-20 Gracias y bendiciones para ti y los tuyos.
  • 3. Creo firmemente que Dios ha sido misericordioso con nosotros, y nos está avisando lo que ha de venir. Del mismo modo pienso que cuando El avisa es porque quiere que nosotros accionemos y lo evitemos. Lo único que podría detenerlo es el arrepentimiento de este pueblo, es tu arrepentimiento y el mío, es el volvernos a Él, a Jesús, el autor y consumador de nuestra fe. La República Dominicana es un pueblo eminentemente cristiano y desde sus inicios ha honrado a Dios de múltiples maneras; aún en sus símbolos patrios. 1 “Dios, Patria y Libertad” pone a Dios en primer lugar. 2 La Biblia abierta en el libro de Juan 8:32 que dice “Y conoceréis la verdad y la verdad os hará libres”. 3 El rojo: símbolo de la redención: la sangre de Cristo derramada por nosotros. 4 El olivo: símbolo de Cristo, el olivo verdadero. 5 Entre otras. Pero ese mismo pueblo, que se dice cristiano, ha pecado contra ese Dios, que “de labios lo honra pero su corazón está lejos de El”. Mateo 15:8 Haití, Japón, varios países más han pasado por estos desastres, hoy tú pudieras decir, ¿Qué tengo yo que ver?, ¿de qué tengo que arrepentirme?, Voy a presentar una lista de cosas que la Biblia declara que Dios abomina, y otras que maldicen la tierra, revísalas y podrás sorprenderte que una o varias de ellas son parte de tu día a día, de tu accionar común y corriente, te darás cuenta que para muchas no tienes que hacer ningún esfuerzo para ponerlas en práctica, pues son parte de tu vida cotidiana y si es así, te invito, “arrepentíos, y creed en el evangelio”. Marcos 1:15 Tú puedes ser un gran empresario(a), un gran político(a), un gran profesional, un(a) gran periodista, un hombre o mujer de grandes éxitos, un hombre o mujer con renombre, un(a) intelectual, o puedes ser un empleado(a), obrero, ama de casa, no importa tu estatus, no estás exento(a). ¿Sabes qué?, mientras más tienes, en caso de una catástrofe, en caso de un terremoto, más podrías perder. Tú necesitas quizás más que todos, porque puede ser que tu confianza la hayas puesto en el dinero y en estos casos el dinero no te puede ayudar. Detente y haz un alto, quizás tengas algo de qué arrepentirte, quizás sea el momento de decir Señor, sin ti nada soy, “Si Jehová no guardare la ciudad, En vano vela la guardia”. Salmo 127:1 Hoy yo te digo: Jesús es el Señor, pero el pecado del hombre le da derecho al destructor a intervenir, el pecado, la iniquidad, la rebelión y la transgresión, le dan derecho al enemigo de tu alma a cobrar vidas inocentes. Llamado nacional al arrepentimiento Las tragedias no avisan, suceden en el momento menos esperado. A veces te vas a dormir y cuando abres los ojos ya es tarde. 1 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION
  • 4. “Satanás es el enemigo, que vino a robar, a matar y a destruir”. Juan 10:10, y él sólo puede accionar ese mal contra el hombre, cuando tiene derecho por el pecado. Arrepentirse, es reconocer nuestro mal, nuestro pecado, nuestra rebelión, nuestra iniquidad, nuestra transgresión y al hacerlo le quitamos el de- recho adquirido a ese enemigo para que nos pueda destruir. Es por esto que te invito: porque en Jesús hay salida, “Jesús es el Camino, la Verdad, y la Vida”. Juan 14:6 “Y separados de Él nada podremos hacer”. Juan 15:5 Cuando Sodoma y Gomorra iba a ser destruida Dios dijo: 17 “¿Encubriré yo a Abraham lo que voy a hacer, -18 habiendo de ser Abraham una nación grande y fuerte, y habiendo de ser benditas en él todas las naciones de la tierra? -19 Porque yo sé que mandará a sus hijos y a su casa después de sí, que guarden el camino de Jehová, haciendo justicia y juicio, para que haga venir Jehová sobre Abraham lo que ha hablado acerca de él”. Génesis 18:17-19 Dios siempre da aviso cuando ama y El siempre ama porque “Dios es amor”. 1 Juan 4:6 Jesús es el mejor ejemplo del amor del Padre hacia nosotros. Y en el verso 20 dice: “…el pecado de ellos se ha agravado en extremo…” Génesis 18:20, y esta fue la razón para su destrucción. Abraham intercede ante Dios: He aquí su oración: 23 “Y se acercó Abraham y dijo: ¿Destruirás también al justo con el impío? -24 Quizá haya cin- cuenta justos dentro de la ciudad: ¿destruirás también y no perdonarás al lugar por amor a los cincuenta justos que estén dentro de él? -25 Lejos de ti el hacer tal, que hagas morir al justo con el impío, y que sea el justo tratado como el impío; nunca tal hagas. El Juez de toda la tierra, ¿no ha de hacer lo que es justo?- 26 Entonces respondió Jehová: Si hallare en Sodoma cincuenta justos dentro de la ciudad, perdonaré a todo este lugar por amor a ellos. -27 Y Abraham replicó y dijo: He aquí ahora que he comenzado a hablar a mi Señor, aunque soy polvo y ceniza. -28 Quizá faltarán de cincuenta justos cinco; ¿destruirás por aquellos cinco toda la ciudad? Y dijo: No la destruiré, si hallare allí cuarenta y cinco. -29 Y volvió a hablarle, y dijo: Quizá se hallarán allí cuarenta. Y respondió: No lo haré por amor a los cuarenta. -30 Y dijo: No se enoje ahora mi Señor, si hablare: quizá se hallarán allí treinta. Y respondió: No lo haré si hallare allí treinta. -31 Y dijo: He aquí ahora que he emprendido el hablar a mi Señor: quizá se hallarán allí veinte. No la destrui- ré, respondió, por amor a los veinte. -32 Y volvió a decir: No se enoje ahora mi Señor, si hablare solamente una vez: quizá se hallarán allí diez. No la destruiré, respondió, por amor a los diez. -33 Y Jehová se fue, luego que acabó de hablar a Abraham; y Abraham volvió a su lugar”. Génesis 18:23-33 Pero nosotros en Cristo Jesús somos justificados “Mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios”. 1 Corintios 6:11 Te hago esta invitación al arrepentimiento porque dice 1 Juan 1:9, “Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad”. En nuestras manos podría estar el salvar esta nación de los pronósticos de destrucción que hay contra ella. La clave es: volvernos a Él y Él se volverá a nosotros. 2 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento
  • 5. 1 Sangre derramada (asesinatos, abortos, crímenes, homicidios, calumnias contra alguien) 2 Adulterio 3 Idolatría 4 Inmundicia 5 Sacrificios humanos 6 Injusticias 7 Homosexualismo, lesbianismo 8 Adoración a imágenes y esculturas 9 Pesas y medidas falsas 10 Labios mentirosos 11 Camino inicuo, de maldad 12 Pensamientos de maldad 13 El sacrificio de los impíos 14 Fornicar 15 Sexo con animales tanto del hombre como de la mujer 16 Hurtos 17 Engaños 18 Robos 19 Jurar falsamente en el nombre de Dios 20 Hacer esculturas o imágenes de fundición 21 La perversidad del corazón 22 Altivez del corazón 23 Personas en autoridad que hacen impiedad 24 Justificar al impío y condenar al justo 25 Odios y rencores 26 Quemar incienso 27 Sembrar discordia entre hermanos 28 Oprimir al prójimo 29 Poner tropiezos al ciego 30 Maldecir al sordo 31 Hacer injusticias en el juicio 32 Tomar venganza 33 Guardar rencor 34 Comer sangre 35 Agorería, adivinación, sortilegio, encantamientos, hechicería, magias... 36 Hacer tonsuras en la cabeza 37 Hacer rasguños al cuerpo por un muerto 38 Hacer fornicar a los hijos, esto prostituye la tierra 39 Testigo falso que habla mentiras 40 Irrespeto por los ancianos 41 Tomar una mujer y a su madre 42 Relaciones incestuosas 43 Relaciones con parientes cercanos (padre, madre, hermanastros…) 44 Invocación de espíritus de muertos 45 Tomar ganancias de origen abominable 46 Traer cosas abominables a tu casa 47 Corazón que de continuo maquina la maldad Estoy casi seguro que de esta lista alguna practicas, y como dije antes, sin mucho esfuerzo. Hay acciones que maldicen la tierra: 1 Deshonrar a padre y a madre 2 Reducir el límite del prójimo 3 Hacer errar al ciego en el camino 4 Pervertir el derecho del extranjero, del huérfano y de la viuda 5 Acostarse con la mujer de tu padre 6 Acostarse con tu hermana 7 Acostarse con tu suegra o suegro 8 El que hiere a su prójimo ocultamente 9 El que recibe soborno para quitar la vida a un inocente 10 El que no vive bajo la Palabra de Dios vive bajo maldición 11 Ir tras dioses ajenos 12 La casa del impío. Si puedes identificar alguna de estas acciones en tu vida, no te sientas acusado por nadie, haz un alto y haz esta oración ahí donde te encuentres. Yo reconozco que Jesús es el Señor, que Él siendo Dios se hizo hombre, murió en la cruz, derramó su sangre por el perdón de mis pecados. Yo soy peca- dor y me arrepiento, pido perdón por ellos. “Volveos de vuestros malos caminos, y guardad mis mandamientos y mis ordenanzas, conforme a todas las leyes que yo prescribí a vuestros padres, y que os he enviado por medio de mis siervos los profetas”. 2 Reyes 17:13 Lista de pecados abominables delante de Dios: 3 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento
  • 6. Entonces dices yo reconozco que cometí el pecado de _______________________________________ (según la lista), y pido perdón por este pecado, y renuncio a lo que causa esta acción en mi vida. (lo repetirás cuantas veces sea necesario). Yo perdono a todo el que me ha hecho mal, a todo el que me ha ofendido. Reconozco que resucitaste al tercer día y que hoy estás sentado a la diestra del Padre. Inscribe mi nombre en el libro de la vida. Sálvame y seré salvo. Límpiame y seré limpio. Restaura mi vida, restaura mi familia, restaura mi casa, restaura mi hogar, restaura mi negocio, en el nombre de Jesús. Esto ha sucedido en la historia incontable veces el hombre por el pecado se aparta de Dios y de sus caminos, el hombre reconoce su mal y se arrepiente, Dios perdona sus pecados y restaura su vida y en múltiples ocasiones restaura la nación. 2 Crónicas 7:14 “Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra.” Humillarse: doblar la rodilla, someter, quebrantar Invocar: aclamar, anunciar, invitar, llamar, nombrar, pedir, perpetuar, pregonar, proclamar, profetizar, promulgar. Orar: interceder, hacer oración, pedir, pensar, rogar, suplicar. Convertirse: (no necesariamente con la idea de volver al punto de partida), arrepentirse, reflexionar, cambiar, desistir, girar, dar un giro. Malos caminos: El camino del que hace maldad, que practica el pecado, apartado de Dios. Oir: oir inteligentemente, con ánimos de obedecer, poner atención. Perdonaré: querer perdonar, con ánimo e intensión de perdonar. Pecados: ofensa (a veces pecaminosidad habitual, y su pena). Sanaré: curar, arreglar, cuidar, curación, restaurar, sanador, sanar, sanear, sanidad. Tierra: campo, comarca, costa, mundo, nación, país, polvo, provincia, región, suelo, terreno, territorio. Con estas definiciones, se explica claramente, lo que Dios prometió que haría si su pueblo, el pueblo que invoca su nombre ora, y se arrepiente. República Dominicana, este es tu tiempo, dominicanos esta es una oportunidad que el Señor nos está dando de cambiar el curso de nuestro destino, de terminar con el de- creto de destrucción que contra nosotros hay. Donde Satanás ha decretado muerte, Jesús trajo vida y vida abundante. Donde el diablo dijo destrucción, Jesús dijo salvación, restauración. Donde el diablo dijo enfermedad, Jesús dice sanidad. Donde el diablo dice guerra, Jesús nos llama a estar en paz con todos. Donde el diablo dice adulterio, fornicación, Jesús dice fidelidad, integridad. Donde el diablo dice rebelión, Jesús dice mansedumbre. Satanás trae confusión, temores y Jesús su perfecto amor que hecha fuera todo el temor. A quien le vas a dar la oportunidad: Al diablo de que nos destruya o a Jesús de que nos salve, sólo nosotros, cada uno individualmente podemos decidirlo. “Arrepentíos y creed en el Evangelio”. Marcos 1:15 4 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento
  • 7. ministerioszayit@gmail.com Daniel oró por su pueblo “Yo Daniel miré atentamente en los libros el número de los años de que habló Jehová al profeta Jeremías, que habían de cumplirse las desolaciones de Jerusalén en setenta años. -3 Y volví mi rostro a Dios el Señor, buscándole en oración y ruego, en ayuno, cilicio y ceniza. -4 Y oré a Jehová mi Dios e hice confesión diciendo: Ahora, Señor, Dios grande, digno de ser temido, que guardas el pacto y la misericordia con los que te aman y guardan tus mandamientos; -5 hemos pecado, hemos cometido iniquidad, hemos hecho impíamente, y hemos sido rebeldes, y nos hemos apartado de tus mandamientos y de tus ordenanzas. -6 No hemos obedecido a tus siervos los profetas, que en tu nombre hablaron a nuestros reyes, a nuestros prín- cipes, a nuestros padres y a todo el pueblo de la tierra. -7 Tuya es, Señor, la justicia, y nuestra la confusión de rostro, como en el día de hoy lleva todo hombre de Judá, los moradores de Jerusalén, y todo Israel, los de cerca y los de lejos, en todas las tierras adonde los has echado a causa de su rebelión con que se rebelaron contra ti. -8 Oh Jehová, nuestra es la confusión de rostro, de nuestros reyes, de nuestros príncipes y de nuestros padres; porque contra ti pecamos. 9 De Jehová nuestro Dios es el tener misericordia y el perdonar, aunque contra él nos hemos rebelado, -10 y no obedecimos a la voz de Jehová nuestro Dios, para andar en sus leyes que él puso delante de nosotros por medio de sus siervos los profetas. -11 Todo Israel traspasó tu ley apartándose para no obedecer tu voz; por lo cual ha caído sobre nosotros la mal- dición y el juramento que está escrito en la ley de Moisés, siervo de Dios; porque contra él pecamos. -12 Y él ha cumplido la palabra que habló contra nosotros y contra nuestros jefes que nos gobernaron, trayen- do sobre nosotros tan grande mal; pues nunca fue hecho debajo del cielo nada semejante a lo que se ha hecho contra Jerusalén. -13 Conforme está escrito en la ley de Moisés, todo este mal vino sobre nosotros; y no hemos implorado el favor de Jehová nuestro Dios, para convertirnos de nuestras maldades y entender tu verdad. -14 Por tanto, Jehová veló sobre el mal y lo trajo sobre nosotros; porque justo es Jehová nuestro Dios en todas sus obras que ha hecho, porque no obedecimos a su voz. -15 Ahora pues, Señor Dios nuestro, que sacaste tu pueblo de la tierra de Egipto con mano poderosa, y te hiciste renombre cual lo tienes hoy; hemos pecado, hemos hecho impíamente. -16 Oh Señor, conforme a todos tus actos de justicia, apártese ahora tu ira y tu furor de sobre tu ciudad Jeru- salén, tu santo monte; porque a causa de nuestros pecados, y por la maldad de nuestros padres, Jerusalén y tu pueblo son el oprobio de todos en derredor nuestro. -17 Ahora pues, Dios nuestro, oye la oración de tu siervo, y sus ruegos; y haz que tu rostro resplandezca sobre tu santuario asolado, por amor del Señor. -18 Inclina, oh Dios mío, tu oído, y oye; abre tus ojos, y mira nuestras desolaciones, y la ciudad sobre la cual es invocado tu nombre; porque no elevamos nuestros ruegos ante ti confiados en nuestras justicias, sino en tus muchas misericordias. -19 Oye, Señor; oh Señor, perdona; presta oído, Señor, y hazlo; no tardes, por amor de ti mismo, Dios mío; porque tu nombre es invocado sobre tu ciudad y sobre tu pueblo”. Daniel 9:2-19 DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento 5 ministerioszayit@gmail.com
  • 8. Jonás fue enviado a Nínive para evitar la destrucción de esa ciudad: 4 “Y comenzó Jonás a entrar por la ciudad, camino de un día, y predicaba diciendo: De aquí a cuarenta días Nínive será destruida. -5 Y los hombres de Nínive creyeron a Dios, y proclamaron ayuno, y se vistieron de cilicio desde el mayor hasta el menor de ellos. -6 Y llegó la noticia hasta el rey de Nínive, y se levantó de su silla, se despojó de su vestido, y se cubrió de cilicio y se sentó sobre ceniza. -7 E hizo proclamar y anunciar en Nínive, por mandato del rey y de sus grandes, diciendo: Hombres y animales, bueyes y ovejas, no gusten cosa alguna; no se les dé alimento, ni beban agua; -8 sino cúbranse de cilicio hombres y animales, y clamen a Dios fuertemente; y conviértase cada uno de su mal camino, de la rapiña que hay en sus manos. -9 ¿Quién sabe si se volverá y se arrepentirá Dios, y se apartará del ardor de su ira, y no pereceremos? -10 Y vio Dios lo que hicieron, que se convirtieron de su mal camino; y se arrepintió del mal que había dicho que les haría, y no lo hizo”. Jonás 3:4-10 Ellos reconocieron, se arrepintieron aún el rey que gobernaba esa nación lo hizo y Dios desistió de hacer- les el mal que contra ellos había determinado. “Confesaos vuestras ofensas unos a otros, y orad unos por otros, para que seais sanados. La oración eficaz del justo puede mucho”. Santiago 5:16 Mira bien nadie está exento y te voy a decir como le dijo Mardoqueo a Ester, cuando Amán había conse- guido un edicto para exterminar a los judíos, “No pienses que escaparás en la casa del rey más que cual- quier otro judío. Porque si callas absolutamente en este tiempo, respiro y liberación vendrá de alguna otra parte para los judíos; más tú y la casa de tu padre pereceréís. ¿Y quién sabe si para esta hora has llegado al reino?” Ester 4:12-14 Puedes estar en la posición de autoridad que estés, aún en el palacio de gobierno, repito nadie está exento, Ester lo entendió, ella se humilló, ella intercedió, ella ayunó, ella oró y su pueblo fue librado del mal que contra ellos venía. En el nombre de Jesús hagamos lo que tenemos que hacer, todavía estamos a tiempo, por nosotros, por nuestras familias, por nuestra nación, por nuestro país. Amén 6 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento
  • 9. 1 Por las almas, por la salvación de las almas. 2 Por el arrepentimiento de la nación dominicana. 3 Porque los corazones de los dominicanos se inclinen al bien y no al mal. 4 Por la manifestación del Reino de Dios y su Justicia en República Dominicana. 5 Para que el perdón el uno al otro, a los que nos ofenden se produzca. 6 Para que Dios tenga misericordia sobre esta nación y nos libre. 7 Para que Dios sane nuestra tierra. 8 Por la reconciliación del hombre con Dios. 9 Para que vuelva el corazón de los padres sobre los hijos y de las hijos sobre los padres. 10 Para que haya temor de Dios sobre los dominicanos. 30 “Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé. Ezequiel 22:30 Yo no sé si tú estás listo para ponerte en la brecha, porque eso tiene implicaciones y consecuencias para tu vida y la de los tuyos, si no estás correcto delante de Dios. Por eso mi invitación clara es ¡No te pongas en la brecha!; si no estás listo para ello. Pero por favor ora e intercede conforme los motivos de oración establecen. “Arrepiéntete y cree en el evangelio.” Marcos 1:15 “Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa”. Hechos 16:31 Motivos de oración 7 ministerioszayit@gmail.com DOMINICANA POR LA NACION Llamado nacional al arrepentimiento

Related Documents